Agencia

La mayoría de las personas que han logrado superar esta terrible enfermedad comenzaron a experimentar diferentes manifestaciones en sus organismos.

"Quedan taquicardias, adormecimiento de las piernas, fui operado del colon a raíz del COVID-19 me hicieron una elicoptomia y aquí estoy gracias a Dios", indicó Luis Ramírez quien hace unos meses tuvo el virus.

Dijo que los efectos del tratamiento provocan otras complicaciones, pues empezó a padecer otras enfermedades que jamás había tenido.
"Nervios, ansiedad, insomnio, si le cambia a uno la vida", añadió Luis Ramírez quien además contó que los gastos durante y después del COVID-19 superan los 6 mil dólares.

La señora Araceli Pérez tuvo COVID-19 hace 3 meses y aún no ha podido superar la ansiedad, el temblor en el cuerpo y la dificultad para conciliar el sueño.

Aunque uno de los síntomas más frecuentes son la pérdida del olfato y gusto, este no fue el caso de la señora Araceli.

En los testimonios de estas personas que sufrieron la enfermedad las secuelas emocionales destacan como uno de las manifestaciones post COVID-19 que más daño causan.

Para muchos incluso ha sido muy difícil retomar una vida normal y hasta requieren apoyo psicológico para poder superar los miedos y trastornos de ansiedad.

Comparte esta noticia