Agencia

Según la Real Academia Española, un celoso es aquel que tiene celos, el que sospecha de que la persona amada mude su cariño, le engañe.

En ocasiones, algunas personas pueden sentir celos incluso de algunas amistades, pero qué ocurre cuando sientes celos del pasado de tu pareja.

¿Alguna vez te has sentido celoso del pasado de tu pareja? Si esto te ocurre estás en presencia de lo que se denominan celos retrospectivos.

Los celos retrospectivos son un tipo de trastorno obsesivo, donde la persona que los padece insiste constantemente en indagar acerca del pasado de su pareja, experimentando la fuerte necesidad de conocer cada detalle de sus experiencias del pasado.

La persona celosa desarrollará una obsesión ya que, por más respuestas que obtenga de su pareja, estas nunca serán suficientes.

Expertos indican que estas personas pueden estar conversando con su pareja y comenzar a indagar en sus vivencias pasadas, ex amores, experiencias del pasado, intimidades, y entre más ahondan en el tema, más incómodo, molesto e incluso traicionado se sienten, esos son celos retrospectivos, también conocidos como el Síndrome de Rebeca.

Una persona que padece del Síndrome de Rebeca, o celos retrospectivos, sufre en demasía, pues constantemente se compara con las ex parejas de su compañero y siente que su relación se ve amenazada por ellas.

Para estas personas una manera de calmar su angustia es indagando en el pasado, pero desafortunadamente ocurre lo contrario y cada respuesta que obtiene le produce dolor y aumenta su obsesión.

¿Qué produce los celos retrospectivos?
No existe un aval científico y ningún estudio claro acerca de cuál es el origen de los celos retrospectivos, no obstante, se sabe que están relacionados con algunos rasgos de las personas que los padecen, algunas de estas causas son:

– Baja autoestima.

– Miedo al abandono.

– Inseguridad en sí mismo.

– Baja o nula tolerancia a la frustración.

Estas personas además tienden a ser sumamente manipuladoras, y esto se debe en parte a la necesidad de control que presentan.

Estos celosos pueden presentar rasgos neuróticos cuando se ven desplazados o necesitan indagar más y no pueden hacerlo, incluso pueden recurrir al chantaje emocional.

Los celosos retrospectivos siempre se están comparando con los ex compañeros de su pareja, y siempre dejan ver que llevan todas las de perder, tratando no solo de conmover a su pareja sino además, tratando de hacerla sentir culpable por haber tenido un pasado sexual o romántico aun cuando el celoso propiamente también lo haya tenido.
 

Comparte esta noticia