Agencia

El presidente del Tribunal Supremo de Justicia, magistrado Maikel Moreno habló sobre las "medidas injerencistas" tomadas por el Consejo de Asuntos Exteriores de la Unión Europea, en las que imponen "sanciones unilaterales" a funcionarios del Estado venezolano.

Afirmó, este lunes, 22 de febrero, que la UE se ha puesto al margen del derecho internacional, "reconocido por las naciones civilizadas, al pretender dirigir y evaluar el desempeño de estos funcionarios y funcionarias del país, buscando vulnerar, de esta manera, la soberanía de la República y la dignidad del pueblo libre de Venezuela".

Desde el Poder Judicial reiteró el apoyo tanto a los magistrados del Tribunal Supremo de Justicia y al grupo de funcionarios sancionados por la Unión Europea. Asimismo, consideró que estas sanciones representan "una burla al entendimiento de los pueblos del mundo y particularmente del pueblo venezolano".

"Desde hace tiempo, de manera sistemática el Poder Judicial y sus funcionarios hemos sido víctimas de una constante agresión, razón por el cual no permitiremos que se infrinjan las leyes nacionales e internacionales y no renunciaremos al juramento de defender la independencia, libertad, soberanía e integridad de la nación", concluyó el magistrado Moreno.

El magistrado condenó estas sanciones "que representan una abierta agresión contra la soberanía venezolana, que buscan entorpecer la consolidación de la paz y el entendimiento entre los venezolanos, independientemente de sus posiciones políticas e ideológicas".

Además, indicó, "la contradicción de sancionar unilateralmente por la presunta violación de los derechos humanos", cuando las sanciones son en sí mismas "una violación a los DDHH".

"En mi condición de presidente del Tribunal Supremo de Justicia, y en nombre del Poder Judicial venezolano y de sus integrantes, queremos reiterar a la opinión pública nacional e internacional, que siempre apoyaremos los procesos de diálogo nacional", destacó Moreno.

Comparte esta noticia